“Sin sentimientos no hay fotógrafo, sólo un tomafotos”

Por BERNARDO CAAMAL Itzá, comunicador comunitario maya

Jovencitos en un curso de fotografía en Mérida

Foto Bernardo Caamal Itzá / Jovencitos en un curso de fotografía en Mérida

Nosotros usamos la luz para pintar parte de esa creación divina, y todos hemos de tener presente que la cámara fotográfica es una extensión nuestra, afirmó Alejandro Poot Molina alias Chelón ante más de 50 fotógrafos que asistieron a su taller “La magia de la fotografía, teoría y práctica”, evento patrocinado por la Dirección de Cultura de Mérida.

“Muchos tienen miedo de enseñar lo que saben; su principal temor es que sean desplazados por sus pupilos, pero un verdadero profesional debe estar en continua innovación, lo cual le permitirá no solo contar con su propio espacio tener  esa oportunidad de rodearse de la gente más capaz en ésta vida”, señaló Chelón, yucateco de corazón y maestro en la fotografía.

“Un fotógrafo profesional no tiene competencia”, afirmó el especialista de la lente. “La cámara fotográfica es una extensión de nuestro cuerpo, somos una extensión de Dios; en sí refleja quién eres, eso significa que hay que imprimir sentimiento a nuestras fotos”.

–Si no hay sentimientos, no hay fotógrafo sino sólo un “tomafotos”–subrayó el maestro mientras mostraba algunas de las diversas fotos que ha capturado en instantes especiales de su vida.

En el fondo "Chelón" asesorando a los pupilos

Foto Bernardo Camal Itzá / En el fondo “Chelón” asesorando a los pupilos

“Tengo claro que quienes vemos diferentes nos tildan de locos, pero somos quienes tenemos la oportunidad de tener por lo menos tenemos una propuesta más viable, y en el caso nuestro, del mundo de la fotografía”, resaltó el maestro.

Poot Molina supo combinar ejemplos básicos facilitando que los participantes aprendan. El profesional habló de su vida y de su labor en los últimos años como fotógrafo profesional, del cual lo más relevante en los últimos meses fue una exposición de sus fotos en China.

Miguel Antonio Tuz Poot, estudiante de preparatoria en Mérida, dijo que antes salía y se ponía a tomar fotos “y ahora que supe del curso, ahora puedo afirmar que entre mis aprendizajes fue manejar la cámara en modo manual y ajustarlo por nosotros mismos, como el diafragma la velocidad el ISO y sacar la mejor foto”.

Chelón demostró poseer destreza con las cámaras y la elocuencia para transmitir sus conocimientos en un curso que se caracterizó por la participación de diversos profesionales, jóvenes, adolescentes, incluso niños provenientes de diversos lugares de Yucatán.– Mérida, 22 de agosto de 2016.

Leave a Reply

Be the First to Comment!

avatar
  Subscribe  
Notify of
Top