La rana y la extinción de la lengua de los mayas

"/

Algunos integrantes de Yuuyum Radio en reunión de trabajo con Jon Sarasua Maritxalar, profesor de la Universidad de Mandragon y asesor de la organización vasca Garabide

La lengua de los mayas peninsulares padece un cáncer muy semejante al que ha padecido y superado la lengua vasca o euskera, pero la buena noticia es que este mal tiene una cura, afirmó Jon Sarasua Maritxalar, profesor de la Universidad de Mandragon y asesor de la organización vasca Garabide. Es decir, que la lengua maya pasa por una crisis pero puede superarse.

Durante una visita la noche del lunes 4 de julio a la cabina de Yuuyum Radio, el educador y activista advirtió sin embargo de la gravedad del caso de la lengua maya porque no hay en la población mucha conciencia sobre el “estado de salud” del idioma.

Y ejemplificó: Cuando se toma a una rana y se la mete en un recipiente de agua caliente, el batracio reacciona enseguida y salta fuera del agua poniéndose a salvo. Sin embargo, si esta misma rana está en agua fría y ésta se la comienza a calentar poco a poco, imperceptiblemente, hasta hervir, el anfibio morirá porque cuando quiera reaccionar el cuerpo ya no le responderá.

De este mismo modo un idioma que paulatinamente va desapareciendo y no se toman acciones concretas para revitalizarla porque sus hablantes no han caído en la cuenta de la gravedad del asunto, está destinada a desaparecer. De ahí que sea necesario la elaboración de estudios científicos para hacer un diagnóstico del estado de la lengua de modo que pueda aplicarse estrategias para fortalecer la lengua y revitalizarla, según el especialista.

Pero la buena noticia para los pueblos mayas es que este tipo de cáncer que los ataca tiene una cura según la experiencia vasca, y es un buen momento para reaccionar y trabajar por la lengua.

Sarasua dijo que los desafíos que debe afrontar la lengua maya peninsular son muy parecidos a los que tuvo que resolver su pueblo en las últimas décadas. “Hoy día tenemos escuelas, universidades, estaciones de radio y televisión en nuestro idioma pero todavía hay mucho que hacer”, indicó el catedrático durante una conversación en la que se habló de qué manera Garabide puede apoyar el proyecto de Yuuyum Radio.

En el pasado, recordó Sarasua, nuestra lengua fue prohibida por el Estado, y en las escuelas los niños cruelmente señalados y castigados si los descubrían diciendo una palabra en euskera.

En cinco rubros aconseja trabajar con intensidad el asesor de Garabide, el primero de ellos la educación, pero de manera primordial trabajar el tema en el interior de las familias porque es ahí donde se forman los niños.

En primer lugar es vital la educación, que la lengua maya se incluya en los programas de estudios y en los salones los niños hablen la lengua. Que se implementen centros para la enseñanza de la lengua.

En segundo lugar, es clave la elaboración de materiales para la enseñanza de la lengua, libros de texto, diccionarios y otros medios para hacer un banco de información sobre el idioma.

Asimismo, iniciativas artísticas como las que realizan hoy días jóvenes cantantes en lengua maya (hip-hop, rap) deben ser integrados a esta corriente de revitalización lingüística), y en general todas las formas de la manifestación de la cultura.

En un mundo cada vez más digitalizado es muy útil utilizar los medios como el internet, canales de radio como Yuuyum, pero también la elaboración de vídeos por el mismo pueblo, que han de estar involucrados en el proceso de revitalización de su idioma.

Permeando todos estos ámbitos, el trabajo fundamental hay que realizarla en los hogares, donde los niños aprenden –o no aprenden– la lengua de su pueblo.

Las organizaciones Tosepan (lengua náhuatl, en Puebla) y Yuuyum Radio (lengua maya peninsular, en Yucatán) trabajan junto con Garabide en la definición de ciertas líneas que oriente sus trabajos en la revitalización de sendas lenguas.

Garabide es una organización vasca (2005) que propone una cooperación basado en el intercambio de experiencias, ya que “muchos pueblos indígenas se encuentran, en algunos ámbitos, en la misma situación que nosotros hace 50 años. Sus vivencias se nos hacen cercanas y conocidas y eso crea una gran complicidad y empatía”.

Yuuyum Radio es un colectivo compuesto por mayahablante, que transmite por medio de internet todos los lunes desde las 17 horas a las 23 horas, y entre sus programas figuran una clase de lengua maya para principiantes.

Top