Rotundo “no” a la megagranja porcícola en Homún, según referéndum

Foto Jorge Oziel Pech Pech / Resultados contundentes: 332 “no” en una casilla y 400 “no” en la segunda, este domingo en el referéndum de Homún

Mérida, 8 de octubre de 2017 (Mayapolitikon),– Cientos de vecinos del municipio de Homún, Yucatán, expresaron este domingo su rechazo a una megagranja porcícola que ya está funcionando en su territorio, en un referéndum organizado por el colectivo Kanan ts’ono’ot o Guardianes de cenotes.

En una jornada que comenzó a las 9 de la mañana y terminó a las 6 de la tarde, el conteo inmediato arrojó los siguientes resultados: 732 votos en contra de la granja, 52 a favor y cinco votaciones fueron anuladas.

En el referéndum de hoy fueron colocadas dos casillas en el centro de la ciudad, donde se colectaron todas las votaciones. El resultado es significativo si se tiene en cuenta que en las elecciones de 2015 en las diez casillas instaladas por las autoridades electorales se computaron en total 5,410 votos, según una suma de mayapolitikon.com de los resultados del Iepac.mx

Foto José Koyok Ku / Vecinos de Común emitiendo su voto en el referéndum de este domingo

Previa a la consulta, los vecinos organizaron dos eventos de información (29 de septiembre y 4 de octubre) y en ninguno de ellos acudieron las autoridades a las que competen estos temas de medio ambiente, entre ellos la Seduma y la Profepa. El primero, que ha dado su anuencia a este proyecto que pone en riesgo una gran área de reserva hidrológica para Yucatán y que por lo mismo está protegida por el decreto 117 del gobierno del Estado de Yucatán, publicado en el DOF el 28 de octubre de 2013.

En el evento los organizadores lucieron dos banderas que lucían las colores mayas, rojo, blanco, negro y amarillo.

Asesorados por abogados de Grupo Indignación, los vecinos de Homún se movilizaron con rapidez y llevaron al cabo su referéndum en un tiempo récord, sin ayuda de las autoridades electorales ni de instituciones.

“Homún es un pueblo maya y, por serlo, tiene derecho a ser consultado acerca de cualquier proyecto que pretenda desarrollarse en su territorio, además de que tiene derecho por supuesto a cuidar, proteger y participar en el diseño de las acciones para preservar el medio ambiente y sus recursos naturales, tal como establece la Declaración de las Naciones Unidas de la ONU sobre Pueblos Indígenas, el Convenio 169 de la OIT, el Pacto Internacional de Derechos Económicos Sociales y Culturales así como la Constitución Política de México.

“El derecho a la consulta está estrechamente vinculado al derecho a la libre determinación de los pueblos y según los principios de la libre determinación y el derecho al consentimiento, el pueblo maya tiene derecho a dar, negar, o retirar su consentimiento a un proyecto que les afecte a ellos o sus territorios y ese consentimiento, si se otorga, tiene que darse de manera libre, previa e informada”, ha recordado el Grupo Indignación acerca de la consulta.

Top